• ¡LAVADO DE DÓLARES! Capturan a revisor fiscal y a contador de empresas de Alex Saab

    Capturan en Colombia a dos hombres relacionados con varias sociedades y firmas vinculadas al Alex Saab, quien es señalado de haber prestados sus servicios a contratistas del Gobierno Nacional.

    Se trata de Robinson Ruiz Guerrero y Devis José Mendoza, quienes aparecen relacionados con varias sociedades del empresario Barranquillero Alex Saab que, según la Fiscalía, habrían servido para lavar alrededor de $25.000 millones entre 2004 y 2011.

    El primer golpe de las autoridades contra el grupo empresarial de Alex Saab, el empresario barranquillero, la captura de dos hombres que aparecen relacionados con varias de sus sociedades que son investigadas por lavado de activos. Según la Fiscalía durante la audiencia de imputación de cargos, figuran como revisor fiscal y contador de las empresas del grupo Saab.

    La investigación de la Fiscalía y la Dijin de la Policía estableció que el grupo Saab manipuló sus declaraciones de renta y registros financieros desde 2004 para esconder su fortuna. En la audiencia de imputación de cargos por concierto para delinquir, enriquecimiento ilícito de particulares, exportación o importación ficticia, estafa agravada y lavado de activos contra Ruiz y Mendoza, quienes no aceptaron su responsabilidad, el ente investigador explicó que el centro de operaciones del grupo Saab fue una empresa llamada Shatex, que se liquidó en 2016, dedicada al negocio de exportaciones e importaciones.

    Según el expediente, entre todas las sociedades de Saab se movieron cerca US$135 millones en mercancías que ingresaban y salían del país. Además, que varias de las operaciones de comercio exterior en realidad fueron ficticias, pues varias de las empresas que aparecen como clientes, en realidad eran sociedades de papel que, supuestamente, permitieron al grupo Saab mover plata en el exterior. Para lograr su objetivo, dijo la Fiscalía, se manipularon las contabilidades de las empresas para mostrar realidades financieras diferentes. Una ante la DIAN y otra ante bancos en los que solicitaban préstamos.

    NAM/El Espectador

    Loading...