martes 7 de febrero de 2023

¡EXIHIBICIÓN ANTE CROACIA! El partido de Lionel Messi en 10 datos

Lionel Messi dirigió a Argentina hacia la final del Mundial 2022 en la semifinal contra Croacia, con un gol en dos tiros, una asistencia, cuatro regates con éxito, 8,247 kilómetros de recorrido, 31 presiones sobre el rival, una velocidad máxima de 28,9 kilómetros por hora, cuatro rupturas de las líneas rivales y 39 pases, de los que completó 32.

Una asistencia por encima de las expectativas:

La probabilidad de asistencias esperadas del atacante argentino, por las acciones y las zonas que desarrolló su juego, era de un 0,30 por ciento, pero, aun así, el futbolista logró rebasar todas las expectativas en ese sentido, con la jugada individual con la que entregó el 3-0 a Julián Álvarez, en una secuencia de regates en la que desbordó a Josko Gvardiol por el lado derecho del ataque de la Albiceleste, hasta llegar a la línea de fondo y poner el balón hacia atrás para el remate de su compañero. Ya es el mejor asistente argentino en los Mundiales.

Dos tiros, un gol:

Con una métrica de gol esperado del 0,99, Messi cumplió con esa probabilidad desde el punto de penalti, con el lanzamiento con la izquierda con el que abrió el marcador frente a Livakovic en el minuto 33. Luego dispuso de otro tiro, también a portería, en el 57, también con la izquierda, que repelió el guardameta croata. Dos remates, un gol. Argentina hizo diez en todo el encuentro, siete entre los tres palos. El resto se reparten en los tres de Julián Álvarez, autor de dos tantos; los dos de Alexis Mac Allister y una de Rodrigo de Paul y Paredes. Messi rebasó a Gabriel Batistuta como el máximo goleador argentino en los Mundiales: 11 goles.

Cuatro rupturas de líneas:

De las cinco veces que Messi se propuso rebasar la línea rival, cuatro a través de un pase a sus compañeros y una con una progresión de balón, lo logró en cuatro. Un 80 por ciento. De los jugadores ofensivos de su equipo fue el que más veces lo consiguió. Lo superaron los dos medios centros (Enzo Fernández y Leandro Paredes), con once y diez, respectivamente, y los defensas Nicolás Tagliafico (6), Cristian Romero (13) y Nahuel Molina (10), además del portero Emiliano Martínez (8), aunque los condicionantes son distintos para todos ellos en comparación con Messi, porque su fútbol surge donde más complejo es rebasar líneas.

Siete regates, cuatro con éxito:

De los siete regates, cuatro los solventó con éxito. Un 57 por ciento, según las estadísticas avanzadas de ‘Be Soccer’. Es su mejor marca en este Mundial, sólo superado por el duelo de la última jornada de la fase de grupos contra Polonia, cuando debió proponer 24 quiebros ante una defensa tan cerrada como planteó su adversario. Entonces completó el 60 por ciento. Fue, en cualquier caso, el que más regateó de todos sus compañeros ante Croacia.

31 presiones sobre el rival:

El delantero de la Albiceleste ejerció 31 presiones hacia su rival, cuatro de forma directa y 27 de manera indirecta, según las estadísticas oficiales de la FIFA. También recuperó cuatro balones, tres en campo rival, a lo largo de los 100 minutos del encuentro. No ganó ninguna de sus tres entradas a los adversarios, pero sí venció una pugna con un rival.

8.247,8 metros de recorrido:

Durante todo el partido, Messi recorrió 8,247 kilómetros, según las estadísticas de la FIFA, de los que 98,1 metros fueron a más de 25 kilómetros por hora y 33 al esprint. Del once titular, sólo Leandro Paredes cubrió menos distancia (7.532,5 metros) aparte del portero Emiliano Martínez, con 4,454 kilómetros. El máximo de Argentina en el encuentro lo marcó Enzo Fernández, con 11.335,2 metros.

28,9 kilómetros por hora, su máxima velocidad:

La carrera más rápida que protagonizó Messi fueron a 28,9 kilómetros por hora, como Luka Modric o Marcelo Brozovic en su rival. La más veloz de Argentina en el choque fue de Nahuel Molina, con 34,9 kilómetros por hora; la de Croacia fue de Borna Sosa: 33,7. Comparativamente, la mayor velocidad del torneo corresponde al ghanés Sulemana, con 35,7 kilómetros por hora en la primera fase.

La responsabilidad y el liderazgo en los minutos de dudas:

Cuando menos tenía la posesión Argentina, cuando más disponía de ella Croacia, cuando la Albiceleste aguantaba tal desarrollo del encuentro, entre los minutos 21 y 25, fue cuando Messi más apareció para entrar en juego, hasta en ocho ocasiones en ese tramo del duelo, más que en ningún otro, según la Plataforma de Datos oficial de la FIFA

32 pases precisos de los 39 enviados:

Con un porcentaje de acierto del 82 por ciento, Messi intentó 39 pases de los que conectó 32 con sus compañeros. Al que más pases dio fue a Nahuel Molina, con siete, que jugó por el lado derecho, seguido de los centrocampistas Enzo Fernández, con seis; Alexis Mac Allister y Rodrigo de Paul, con cuatro; y Paulo Dybala y Exequiel Palacios, con dos.

37 ofrecimientos a sus compañeros:

Messi se desmarcó o se ofreció para recibir un pase de sus compañeros en 37 ocasiones, de las que encontró respuesta en 18. Un 48,6 por ciento. Sólo Enzo Fernández y Alexis Mac Allister, en posiciones de más creación en el centro del campo, se ofrecieron más que el astro argentino. Cristian Romero, con siete; Enzo Fernández, con seis; y Rodrigo de Paul y Leandro Paredes, con cinco cada uno, fueron los que más pases dieron al delantero.

NAM/EFE

NAM

Visita nuestro sitio web: https://noticiaalminuto.com/

Twitter: https://noticiaalminuto.com/twitter

Instagram: https://noticiaalminuto.com/instagram

Telegram: https://noticiaalminuto.com/telegram

Grupo de WhatsApp: https://noticiaalminuto.com/whatsapp