• #OPINIÓN Guerra de relatos (Maryclen Stelling)

    Diversas son las interpretaciones de lo que acontece en la convulsionada región latinoamericana, en búsqueda de cambios a través de diversas vías, según sea el terreno en disputa y las tensiones inherentes a cada país.

    En un marco de confrontaciones internas y presiones geopolíticas,  las interpretaciones varían desde una  lucha contra el neoliberalismo, la certeza de la derrota y  fin del modelo,  hasta predicciones de  un retorno triunfante del progresismo por diversas vías.

    América Latina -bajo el fuego cruzado de una guerra de relatos-  se ha convertido en un laboratorio comunicacional, donde se confronta la información emanada de los medios tradicionales con las narrativas transmediáticas construidas colectivamente.

    Sin disimulo,  los medios tradicionales -devenidos  en espacios bélicos y al servicio de causas políticas- visibilizan, ocultan y/o legitiman razones,  estrategias y políticas. Un nefasto pacto político-mediático deteriora la función informativa y  afecta la capacidad crítica de las audiencias;  criminaliza la protesta ciudadana, deslegitima las razones de los pueblos y desconoce resultados electorales.  Ante el imperio del periodismo  bélico,  se  pretende silenciar o distorsionar  la compleja realidad de la región.

    A su vez, las narrativas transmediáticas construyen relatos de carácter testimonial de los movimientos colectivos, protestas, manifestaciones y elecciones que tienen lugar en la región. Narrativas, caracterizadas por una navegabilidad profundamente interactiva, que circulan por las redes gritando las razones de la ciudadanía.

    Los pueblos hacen valer el poder de la comunicación para ejercer su ciudadanía, a través de una creciente circulación de informaciones por espacios participativos.  Narrativas transmediáticas donde la interactividad atrae e involucra al receptor en la interpretación participativa del mensaje.  Un activo papel de las audiencias que, desde sus razones y vivencias,  pasan a producir y a distribuir información que relata su realidad y denuncia el juego político de medios tradicionales.

    Una América Latina devenida en  laboratorio comunicacional, gracias  a las  nuevas dinámicas de participación de la sociedad en la circulación y alimentación transmedia de informaciones y contenidos.

    Una narrativa inspiradora que motiva a la acción y estaría generando un novedoso liderazgo colectivo transmediático.

    NAM/Maryclen Stelling/@ maryclens

    Loading...