• ¡FONDO HUMANITARIO! Conferencia global recauda € 6.150 millones frente al coronavirus

    La cumbre global de donantes coorganizada -este sábado- por la Comisión Europea recaudó 6.150 millones de euros para el desarrollo de nuevos métodos de diagnóstico, tratamientos y una vacuna universal contra el coronavirus, informó el Ejecutivo comunitario.

    El evento, auspiciado por la organización Global Citizen, forma parte de la campaña «The Global Goal: Unite for our Future» y es la continuación de la conferencia para recaudar fondos organizada por la CE el pasado 4 de mayo, que llevaba recaudados ya 9.844 millones de euros.

    Tras el maratón de hoy, el montante total comprometido por 40 Gobiernos, filántropos y sector privado, asciende a 15.900 millones de euros.

    Asimismo se logró el compromiso de producir 250 millones de dosis de la vacuna contra el COVID-19, cuando esté disponible, reservadas para países con ingresos bajos y medios. La campaña culminará a las 20.00 horas (18.00 GMT) con un concierto virtual en el que participarán Shakira, Cold Play, Miley Cyrus, Justin Bieber, Usher y J Balvin, entre otros artistas.

    La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, impulsora de la iniciativa, anunció una nueva contribución comunitaria de 4.900 millones de euros a través del Banco Europeo de Inversiones, a lo que se suman 485 millones de euros aportados por diferentes países miembro de la Unión Europea.

    La aportación comunitaria desde el 4 de mayo se eleva así a 11.885 millones de euros (75 % del total recaudado).

    En una intervención por videoconferencia, von der Leyen insistió en que la pandemia solo terminará cuando todo el mundo tenga acceso a pruebas de diagnóstico, tratamientos y vacunas, sin importar dónde vivan, lo que requiere «invertir en la producción de vacunas a una velocidad y escala sin precedentes».

    «Pensar que uno pueden vencer a este virus vacunando solo a sus propios ciudadanos mientras se deja de lado al resto, es sencillamente un error», dijo von der Leyen.

    Por su parte, el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, destacó en una intervención telemática que la pandemia «ha golpeado con mucha más fuerza a los colectivos más vulnerables» y llamó a la movilización para evitar que la crisis sanitaria provoque una «crisis de derechos humanos».

    Anunció que España contribuirá 10 millones de euros adicionales al Programa Global de Agricultura y Seguridad Alimentaria (GAFSP) del Banco Mundial, que se suman a los 125 millones comprometidos el 4 de mayo.

    En la cumbre intervinieron de forma telemática los representantes de decenas de Gobiernos, instituciones internacionales, organizaciones filantrópicas y sin ánimo de lucro, y empresas, así como científicos y artistas.

    Entre otros, participaron los líderes de Francia, Emmanuel Macron; Alemania, Angela Merkel, Italia, Giuseppe Conte; Reino Unido, Boris Johnson; Bélgica, Sophie Wilmès; Grecia, Kyriakos Mitsotakis; o Nueva Zelanda, Jacinda Arendt, entre otros.

    La conferencia puso el foco sobre la necesidad de invertir ahora para acelerar el desarrollo de una vacuna y de garantizar que, cuando esté disponible, llega a los países más pobres y los colectivos más vulnerables a un precio asequible.

    Se puso de relieve el efecto devastador que el coronavirus está teniendo en países inestables y con elevados niveles de pobreza, así como su impacto desproporcionado sobre niños, mujeres y personas de color.

    El secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, dijo que se necesita «unidad global» para garantizar tratamientos y vacunas «seguros» y «asequibles para todos». «Esto será un test para nuestros valores y humanidad», dijo

    La primera ministra noruega, Erna Solberg, la única mandataria en participar en un panel, insistió en que hay que crear «un sistema de licitación que permita que los países pobres puedan acceder a la vacuna» y es crucial lograrlo en «tiempo récord» para evitar que la pandemia se agrave.

    «Una guerra de ofertas es una estrategia terrible para luchar contra el COVID-19. El mundo tiene que proteger a las personas con más riesgo, como los sanitarios», coincidió Melinda Gates, copresidenta de la Fundación Bill y Melinda Gates.

    La financiación conseguida se destinará a la Coalición para las Innovaciones en Preparación ante Epidemias (CEPI), que espera desarrollar una vacuna en un periodo de entre 12 y 18 meses, a la Alianza Mundial por las Vacunas (GAVI), al Fondo de Respuesta Solidaria ante el COVID-19 de la OMS, o a la Fundación de Nuevos Diagnósticos Innovadores (FIND), entre otros beneficiarios.

    NAM/EFE

    Loading...