sábado 24 de febrero de 2024

¡ENTÉRESE! ¿Qué dicen los Pandora Papers sobre Venezuela?

El domingo periodistas publicaron millones de documentos que pusieron en evidencia el uso de paraísos fiscales por parte de políticos y multimillonarios de todo el mundo. Entre estos, en los llamados Pandora Papers destacan 1.200 venezolanos, incluidos exfuncionarios y empresarios.

El medio de comunicación Armando.Info, que participó en la investigación, precisó que hay personas vinculadas a casos de corrupción en el país. De tal forma, Venezuela quedó como la séptima nación con más personas incluidas en los Pandora Papers.

“Un montón de venezolanos están acusados de guardar dinero, a través de estructuras (offshore) y en cuentas de bancos de Europa, que fue prácticamente robado de las arcas de Venezuela, un país que estaba en crisis”, dijo la periodista Brenda Medina a la Voz de América.

 

Se trata de la mayor filtración de documentos de la historia. Foto: cortesía

Según Medina, estas sociedades instaladas en paraísos fiscales permiten mantener grandes sumas de dinero a una baja carga impositivita y un gran secretismo. Por lo tanto, los funcionarios lograron actuar con “total impunidad” en el resto del mundo.

PUENTE DE VENEZUELA A ANDORRA

El bufete panameño Alemán, Cordero, Galindo & Lee (Alcogal) creó y legalizó 51 y de las 78 compañías con las que, supuestamente, se blanquearon 2.000 millones de dólares en pagos de sobornos y comisiones a funcionarios venezolanos en la Banca Privada de Andorra.

“Todos estos reportes han salido de cuestionamientos sobre cómo se hicieron millonarios exfuncionarios públicos venezolanos; cómo compraron mansiones en Europa, cómo se gastaron dinero en caviar y en botellas de vino de más de diez mil dólares”, acotó Medina.

Pdvsa caraotadigital
La grave crisis que atraviesa Pdvsa generó una escasez de combustibles en Venezuela. Foto: cortesía

“Ya están acusados en varios países”, recordó Medina, quien destacó que buena parte del dinero “robado” proviene de Petróleos de Venezuela (Pdvsa). Posteriormente, enviaron el dinero a Islas Vírgenes Británicas o Belice, para luego llegar a Europa o Estados Unidos.