• ¡EL MUNDO ALERTA! Líder norcoreano se compromete a “reforzar” el arsenal nuclear

    El dirigente norcoreano, Kim Jong Un, prometió «reforzar» el arsenal nuclear de su país, en su discurso de cierre del congreso del partido en el poder, informó el miércoles la prensa oficial, días antes de que Joe Biden asuma la presidencia de Estados Unidos.

    Según los analistas, Kim trata de atraer la atención de la nueva administración estadounidense, ahora que su país está más aislado que nunca tras cerrar las fronteras para protegerse de la pandemia del coronavirus.

    “Al reforzar nuestro arsenal de guerra nuclear, debemos hacer todo lo posible para construir el ejército más poderoso”, dijo Kim al Congreso del Partido de los Trabajadores, informa la agencia de noticias oficial KCNA.

    Poco antes, en el octavo día del congreso – que ha sido dos veces más largo que el último realizado en 2016 -, Kim aseguró que Estados Unidos “es el principal obstáculo para el desarrollo de nuestra revolución y nuestro principal enemigo”.

    “La verdadera intención de su política hacia la RDCN (República Democrática de Corea del Norte) no cambiará nunca, independientemente de quien esté en el poder”, agregó sin mencionar el nombre de Biden.

    Corea del Norte ha concluido, dijo Kim, sus planes para desarrollar un submarino nuclear, – lo que será un punto de inflexión estratégico- y enunció la lista de objetivos armamentísticos, como ojivas nucleares supersónicas, satélites de reconocimiento militar y misiles balísticos intercontinentales de carburante sólido.

    Los programas armamentísticos del Norte se han acelerado desde que Kim llegó al poder, entre ellos la bomba nuclear más potente hasta la fecha y misiles capaces de alcanzar el territorio de Estados Unidos, aunque ello a costa del recrudecimiento de las sanciones internacionales.

    En el desfile militar de octubre, Corea del Norte mostró su nuevo misil balístico intercontinental (ICBM) gigantesco, que sería, según los analistas, el mayor del mundo propulsado por carburante líquido que puede desplazarse por carretera.

    Kim y el presidente saliente estadounidense, Donald Trump, mantuvieron una relación tumultuosa, salpicada inicialmente de insultos mutuos y amenazas de guerra, para pasar a una relación cercana y declaraciones de amor por el presidente estadounidense.

    No obstante, la cumbre nuclear que realizaron ambos mandatarios en Hanói en febrero de 2019 acabó abruptamente sin acuerdo sobre un alivio de las sanciones y sobre lo que Pyongyang estaría dispuesto a ceder a cambio.

    El cambio de liderazgo en Washington supone un desafío para Pyongyang: Biden ha tildado a Kim de “matón” durante los debates presidenciales, mientras que para éste es un “perro rabioso” que debe ser “apaleado hasta la muerte”.

    “Sinsentido”

    El congreso es la máxima instancia del partido gobernante, una gran misa política que refuerza la autoridad del régimen y puede servir de plataforma para anuncios políticos o cambios en la élite gobernante.

    En la reunión, Kim fue elegido secretario general del partido, un título que anteriormente estaba reservado para su padre y predecesor Kim Jong Il, en lo que según los analistas se trata de un paso para reforzar su autoridad.

    El líder norcoreano, Kim Jong Un, y otros dirigentes participan del Congreso del Partido de los Trabajadores, el 12 de enero de 2021 en Pyongyang

    La economía de Corea del Norte lucha para hacer frente al bloqueo autoimpuesto para luchar contra el coronavirus, la mala gestión y las sanciones. Kim ha reiterado durante el congreso que se habían cometido errores.

    “Casi todos los sectores quedaron muy lejos de los objetivos marcados” en el plan económico del país, señaló.

    La KCNA informó de que el domingo se reunirá la Asamblea Suprema del Pueblo, el parlamento unicameral.

    Por su parte, la influyente hermana del líder máximo, Kim Yo Jong, aseguró que está programado un desfile militar con motivo del congreso.

    En un comunicado divulgado por KCNA, tildó de “idiotas” a las autoridades de Seúl después de que los jefes del Estado Mayor surcoreanos aseguraran que había indicios de un eventual desfile militar en Pyongyang este fin de semana.

    La declaración es “absurda” y una demostración de la “actitud hostil” del sur, agregó.

    “Vamos a realizar solo un desfile militar en la capital, no ejercicios militares contra nadie ni lanzando nada”, aseguró la hermana del líder.

    Kim Yo Jong parece haber sido degradada en el congreso del partido, ya que no está en la lista de las personas designadas para formar parte del comité central del partido, después de haber sido suplente.

    Pero la publicación de un comunicado en su propio nombre es una indicación de que sigue siendo importante en la diplomacia del Norte, después de haber estado detrás de la destrucción de la oficina de enlace con el Sur, el año pasado.

    El presidente surcoreano, Moon Jae-in, intermedió en el proceso negociador entre Kim y Trump, pero desde la ruptura del proceso, el Norte ha repetido que no tiene interés en hablar con Seúl.

    En su nuevo mensaje de año nuevo, Moon reiteró que “nuestra determinación de reunirnos (con las autoridades norcoreanas) en cualquier momento y en cualquier lugar y hablar aunque sea de manera informal, sigue sin cambios”

    NAM – AFP

    Loading...