• ¡CRIPTOAMIGOS! ¿CÓMO BITCOIN CAMBIÓ MI VIDA?

    ¿CÓMO BITCOIN CAMBIÓ MI VIDA?

    Mucho se habla de Bitcoin y las criptomonedas en estos días, pero qué realmente sabe la gente común de cómo funciona, para qué sirven, cuál es su valor y lo más importante, cómo y dónde puedo conseguirlo.

    Pues para ilustrarlos un poco, debo ir al inicio de todo y por supuesto, el inicio no del Bitcoin y las criptomonedas, no, para nada, no es lo que quiero compartir con ustedes en estas líneas por no llamarlo artículo, porque no puedo jactarme de ser un articulista y nada por el estilo, seguro estoy que muchos lo googlean y allí hay millones de artículos y de información relacionada con esta criptomoneda.

    Pues hoy quiero hablarles no del tecnicismo y lo mágico que puede ser el Bitcoin o lo inentendible para muchos, NO; quiero hablarles de mi experiencia de unos 4 u o 5 años conociendo, estudiando y viviendo día a día lo que es, cómo funciona, y lo importante que puede ser para el fututo de muchas personas en el mundo.  Haciendo un poco corta la historia, empecé a conocer y a escuchar de bitcoin por allá por el año 2015-2016 cuando unos buenos amigos, Pedro y Norman, me hablaron del Bitcoin.

     “¿Sabes que este será el dinero que utilizaremos en el futuro, fácil de transferir y usar, sin bancos centrales ni gobierno que lo centralicen?”

    Lo más curioso para mí de esta historia, que ellos con brillo en sus ojos me relataban, era que el bitcoin estaba allí al alcance de cualquier ser humano que habita este planeta, desde ese día empecé a investigar y a conocer el bitcoin, sus bondades, el futuro y el presente que podría tener en la vida económica y tecnológica de la humanidad, tanto así, que lo comparé con la revolución del internet y de las telecomunicaciones que ya es mucho decir, imaginarme poder comprar algo en China o Europa haciendo el pago con esta criptomoneda y que en cuestión de minutos sea recibido el pago de un bien o servicio por la contraparte en su cartera o wallet, fue algo alucinante.

    Pero no solo eso, sino recordar que aquellas palabras de sarcasmos de mis padres se habían hecho realidad, si así es, esas que muchos escuchamos cuando pedíamos dinero en esos años de jóvenes adolescente y me respondían ellos con aquella frase célebre que a muchos de ustedes sus padres se las habrán dicho. “TU CREES QUE YO TENGO UNA MATA DE DINERO EN EL PATIO O JARDIN” Pues, papá, mamá, lo logré, si, conseguí mí mata de dinero, y les cuento que si existe la forma de producir mi propio dinero jejejejeeje, pues eso fue otra de las gratas sorpresas que descubrí del bitcoin, que podía producir mis propios bitcoin, si, así como lo leen, en mi casa con solo una computadora y unos programas que se instalaban en ella, y así fue que conocí la minería de bitcoin y producía mis propios bitcoin y aunque no sabía qué hacer con ellos, sabía que pronto esto sería muy popular y que mucha gente lo podría usar y allí empezó ese camino, que luego vino con el asombroso precio que alcanzó el bitcoin ese año 2016 de 200$, si, así como lo oyen, 200 dólares americanos, así con ese precio empezaron las historias de negocios y gente que recibía pago en bitcoin como una forma de cobrar sus productos y servicios.

    Eso me motivó a seguir apostando a este que se había convertido en una obsesión y fue para ese año 2016 que empezó de forma masiva y comercia la venta de equipos de minería de bitcoin que ya hacían obsoleta mi vieja PC minadora de bitcoin, pues allí empecé la nueva aventura, si, tomé mis ahorros producto de muchos años de mi trabajo y me decidí a comprar varios equipos de minería,  esos minero industriales producidos por la empresa china Bitmain y pues sí, compre mis primeros mineros Antminer S3 y allí gaste todos mis ahorros, no fue fácil tomar esa decisión, pero algo muy dentro de mí me decía que no estaba equivocado y pues como creo un poco en la alquimia y que uno debe dejarse llevar por lo que siente tu corazón, procedí y pagué con mis ahorros estos 10 equipos de minería que comprarlos fue toda una travesía, ya que solo traerlos de China y pagarlos para alguien como yo, que jamás había importado nada en mi vida, a lo mucho comprar algo por Amazon era lo más cercano a una importación que había hecho, ya era mucho.

    Pero  luego vino lo más difícil, esperar meses y nada que llegaban los equipos que me habían dicho que en 45 días estarían en Venezuela, ya iban 2 meses y no tenía noticias de ellos, terrible noticia, más aun cuando mi esposa se enteró de que me habia gastado todos los ahorros de mi vida en unas máquinas que producían mi propio dinero, imagínense ustedes que fue lo que me dijo, jajajajaja… pues pensé, sí, me estafaron, pero algo me decía que no y recordé esas sabias palabras de mi abuela, “al bueno y al que cree en Dios, Dios siempre lo premia” y luego de casi 4 meses llegaron mis tan ansiadas máquinas S3 que como anécdota aún conservo, apagadas por supuesto, pero como reliquias, jajajajaja…  y allí literalmente cambio mi vida.

    Luego vino el proceso de cómo programarlas e instalarlas, y como ingeniero y amante de la tecnología no me costó mucho, casi 3 días más, (jajajajajaja) allí hice mi sueño realidad del que mis papás hablaban en sus fábulas, si, empecé a producir mi propio dinero, tenía unas máquinas en mi casa, un apartamento de 120 metros cuadrados en una habitación, esas máquinas que sonaban como demonios y por las cuales mi esposa peleaba todos los días por el ruido que hacían.

    Seguro hay muchas cosas que he obviado en este relato como, por ejemplo, amigos que me llamaban loco, que cómo era eso que tenía unas máquinas que producían o minaban dinero; con mucho cariño recuerdo a mi gran amigo Hermes que dé dónde saqué esos marcianos jajajajaja…. le dije tengo unas máquinas que producen bitcoin, mi propio dinero y que pronto será más codiciado que el oro mismo, y se reían de mí. Para concluir, y hacer corta la historia, ya saben que pasó en los años subsiguientes, el Bitcoin se convirtió en uno de los almacenes de valor más utilizados y usados en el mundo, tal cual como el oro y otros metales preciosos. Para el día que estoy escribiendo este artículo, el Bitcoin cotiza en casi los 9000$ dólares americanos, y no siendo este su precio tope, ya que a finales del año 2017 llegó a alcanzar la cifra récord de 20.000$ dólares americanos”. Luego de eso, vinieron mis experiencias como traders e inversionista de criptoactivos que hoy quiero compartir con ustedes mis lectores.

    Con este relato, quiero iniciar una serie de escritos que ayuden a la gente común como usted y como yo a conocer más el mundo de las criptomonedas y las inversiones, en lo que seguro estoy, será el dinero del futuro. Bitcoin es el presente, pero seguro será el dueño del futuro.

    Finalmente, quiero dejar esto como un aporte para que usted aprenda a invertir y a resguardar su dinero de manera inteligente, que su vejez sea tranquila y feliz, que usted se eduque de manera correcta en cómo administrar sus finanzas y cómo ingresar a este mundo de las criptomonedas, proteger su patrimonio y hacer inversiones inteligentes en estos tiempos.

    Gracias por leerme, espero sus comentarios y por supuesto sus sugerencias y consejos. Pueden hacerlo al correo: [email protected]

    NAM/José Carmenates

    Instagram: @jose_carmenates

    NAM

     

    Loading...