domingo 5 de febrero de 2023

¡CON ALTÍSIMA ABSTENCIÓN! AMLO seguirá en la Presidencia de México tras superar el Referendo Revocatorio

Este 10 de abril, los mexicanos acudieron a un ejercicio inédito en el país: elegir si remover o no al presidente de sus funciones. Los resultados preliminares difundidos por el Instituto Nacional Electoral muestran que entre el 90,3% y el 91,9% de electores apoyó la continuidad de López Obrador en la Presidencia.

El Instituto Nacional Electoral (INE) también indicó, según sus cómputos provisionales, que la participación en la consulta habría rondado entre un 17% y un 18,2%, una cifra muy por debajo del umbral del 40% necesario para que el resultado de la consulta sea vinculante.

La pregunta a la que se enfrentaban los ciudadanos era: «¿Estás de acuerdo en que a Andrés Manuel López Obrador, presidente de los Estados Unidos Mexicanos, se le revoque el mandato por pérdida de la confianza o siga en la Presidencia de la República hasta que termine su periodo?».

Entre las dos respuestas posibles estaban «Que se le revoque el mandato por pérdida de la confianza», que según el INE habría obtenido entre el 6,4% y 7,8% del apoyo, y «Que siga en la Presidencia de la República», opción que se habría llevado la arrolladora mayoría de los votos.

El voto nulo se situaría entre un 1,2% y un 2,6% del total de los sufragios.

Baja participación durante la jornada

Durante la campaña, el entusiasmo en torno al ejercicio no había sido alto y la oposición había llamado a no acudir a las urnas, algo que se vio reflejado en la baja participación. Justamente este dato era determinante, ya que al no superar el 40%, -de confirmarse el estimado del INE entre un 17%- 18,2%-, la votación se considerará no vinculante.

El proceso estuvo rodeado de polémica, puesto que fue el propio López Obrador uno de sus principales impulsores, en una campaña en la que promovía la votación como un referendo de «ratificación», en vez de nombrarlo como «revocatorio», tal y como lo marca la ley.

El proceso fue muy cuestionado en sectores de la oposición, que criticaron que se trataba de un ejercicio costoso e innecesario.

«Incurrir en un gasto de esta naturaleza parece completamente inoficioso, porque entonces no tiene otro propósito que tener algún índice de popularidad del presidente», dijo, previo a la jornada, ante France 24 Gustavo de Hoyos, opositor de la consulta y líder de ‘Sí por México’.

El referendo, criticado entre los detractores de AMLO

Desde su campaña electoral, AMLO había prometido a los ciudadanos que, de ser elegido, les daría la oportunidad de revocar su mandato tras haber transcurrido la mitad de este. López Obrador asegura que se trata de un proceso para ampliar “la democracia participativa”.

El mandatario todavía concentra amplias tasas de popularidad con cerca de un 60% de aprobación, a pesar de que su figura es altamente polarizadora y que el descontento en su contra se concentra entre quienes no avalan su gestión de la pandemia, su reforma energética y su manejo de la inflación, entre otros temas.

Durante la jornada, esta polarización se hizo evidente, con un acto de apoyo organizado por su partido, Morena, en la sureña Villaflores, y una manifestación en contra del mandatario, en Ciudad de México, en la que sus detractores acusan al mandatario de intentar extender su posibilidad de reelegirse, en un país en el que rige el mandato único.

 

 NAM/AFP/Reuters/EFE