• ¡BUEN PROVECHO! Albóndigas cubiertas de cebolla y tocineta

    Estas albóndigas cubiertas de cebolla y tocinetas son perfectas para una barbacoa. En caso de no tener la oportunidad, se pueden cocinar al horno y quedarán igual de buenas.

    La cebolla tiene propiedades diuréticas que ayudan a depurar el organismo. Además de aportar sabor a los platos, al ser rica en fósforo, mejora la capacidad intelectual.

    Albóndigas cubiertas de cebolla y tocineta

    Ingredientes

    Para las albóndigas

    • 2 kilos de carne de res molida
    • 1 taza de migas de pan
    • ½ taza de leche
    • ½ taza de salsa de barbacoa
    • 1 cucharadita de sal
    • ½ cucharadita de cebolla en polvo
    • 1 cucharadita de tomillo
    • ½ cucharadita de pimienta recién molida
    • 1 huevo batido
    • ½ cucharadita de ajo en polvo
    • ½ cubo de queso cheddar por albóndiga

    Para las bolas de cebolla

    • 5-6 grandes cebollas amarillas
    • 1 kilo de tocinetas
    • Salsa barbacoa adicional

    Preparación

    • En un tazón grande, mezclar con las manos los ingredientes de las albóndigas, omitiendo el queso, hasta que estén bien integrados.
    • Precalentar el horno a 425 °C.
    • Forrar una bandeja de horno con papel para hornear.
    • Cortar la parte superior e inferior de una cebolla y pelar la piel. Cortarla por la mitad y luego pelar las capas.
    • Cubrir el cubo de queso con la carne, haciendo una albóndiga.
    • Insertar la albóndiga en las mitades de cebolla, haciendo que encaje bien.
    • Envolver cada una de las albóndigas con dos o tres rebanadas de tocinetas, dependiendo del tamaño, y asegurarlas con palillos de dientes.
    • Hornear durante 40 minutos.
    • Retirarlas del horno, bañarlas con salsa de barbacoa y volver a hornear durante 10 minutos.

    NAM/Cocina y Vino

    Loading...